El emprendimiento NO es tu hijo

«El emprendimiento es como un hijo», suele repetirse. ¿El lector vendería a su hijo cuando le genera frustración? ¿Lo hipotecaría cuando quiere cambiar el vehículo? ¿Lo regalaría cuando se canse de él? El emprendimiento NO es un hijo. Empezar con esta idea en mente es peligroso. Es cierto que ponemos expectativas, tiempo, dinero, entusiasmo en Read more about El emprendimiento NO es tu hijo[…]